La Comisión Europea ha autorizado este miércoles con condiciones la compra del fabricante estadounidense de antivirus McAfee por parte del productor de microprocesadores Intel. El visto bueno de Bruselas está supeditado a que Intel garantice la interoperabilidad de los productos de la empresa resultante de la fusión con los de sus rivales.

Con este requisito, el Ejecutivo comunitario considera que la operación no tendrá un impacto negativo sobre la competencia en el mercado europeo.

“Los compromisos asumidos por Intel garantizan un equilibrio adecuado, porque preservan a la vez la competencia y los efectos positivos de la concentración”, ha destacado el vicepresidente de la Comisión y responsable de Competencia, Joaquín Almunia, en un comunicado.

“Estos cambios garantizarán que se mantenga una competencia fuerte y que los consumidores logren los mejores resultados por lo que se refiere a precios, opciones y calidad en los productos de seguridad informática”, ha señalado Almunia.

El Ejecutivo comunitario temía que la fusión tuviera como consecuencia la exclusión del mercado de los productos de seguridad informática de otros fabricantes, ya que Intel tiene une fuerte presencia en los mercados mundiales de chips y circuitos de chips para ordenadores.

En concreto, Bruselas se inquietaba de la alta probabilidad de que la empresa resultante de la concentración integrara sus propios sistemas de seguridad en sus chips y circuitos de chips.

Aunque el caso planteaba problemas técnicamente complejos, la buena cooperación de Intel ha permitido lograr una decisión positiva, aunque con condiciones, sin necesidad de realizar una investigación en profundidad, según ha destacado el Ejecutivo comunitario.

Fuente